TRUCHAS DE NAVIDAD

Una receta de Esther Rodriguez
Las truchas de batata solían ser el dulce tradicional por excelencia para estas fechas en la mayoría de los hogares canarios. Todavía hay muchas familias que las siguen haciendo, pero van siendo relegadas poco a poco por otros dulces que se comercializan hechos y que han venido a sustituirlas sin piedad. Para los que vivimos unas Navidades marcadas por las truchas hechas en familia, siguen siendo imprescindibles. 
Cuando yo era pequeña se hacían en mi casa para toda la familia. Mi madre, gran cocinera, era la que dirigía el asunto y venían mis tías y mi madrina durante un día entero sólo para esta tarea. Los niños nunca éramos excluidos de esta actividad, al contrario, ayudábamos siempre y había tareas reservadas exclusivamente para cada uno de nosotros. 
Si comparamos aquella forma de hacer esta receta con la forma en que se hacen hoy encontramos cambios muy significativos. En primer lugar casi nadie hace hoy en día la masa exterior y se usan las obleas que vienen hechas. Esto reduce el trabajo a la mitad ya que el proceso de hacer la masa era delicado y muy laborioso. Las almendras se compraban con cáscara por lo que había que partirlas, escaldarlas y volverlas a pelar, y se molían, no se picaban. Es decir, se trituraban en una máquina manual de moler carne, con los dientes más pequeños que era posible usar, añadiendo cucharadas de azúcar hasta obtener una pasta. 
Hoy veremos sólo el relleno que se hacía y se hace en mi familia, pero usando todo lo que hoy día está disponible para facilitar el proceso. No son las mismas, porque como hemos dicho muchas veces los sabores de cuando somos niños se encuentran en la mente mezclados con todo lo que rodeaba esa vivencia y es imposible recuperarlo tal como fue. Peeeeero, se parecen mucho, nos traen recuerdos y lo más importante, ¡están riquísimas!.
Básicamente todas las casas usaban la misma receta, pero cada una le aportaba un toque diferente. Algunas personas añadían pasas, otras variaban las proporciones, hasta dar exactamente con las que se adaptaban mejor al gusto de cada uno. Con esta cantidad se pueden rellenar unas 50 truchas. Puede hacerse sólo la mitad. 
Ingredientes:
- 1 Kg. de batata amarilla.
- 1/2 Kg de almendra molida.
- 1/2 Kg. de azúcar. 
- Ralladura de limón.
- Canela molida
- Matalaúva
- 1 copita pequeña de anís.
- Sal.

Pelamos la batata, la troceamos y la ponemos en un cazo. Cubrimos de agua, añadimos una cucharadita de matalaúva y una pizca de sal. Guisamos. Cuando estén blandas, las retiramos del fuego, escurrimos bien el agua y las prensamos bien con un tenedor y las vamos pasando a un bol grande que permita remover la mezcla. Añadimos la ralladura de limón, la canela  y el chorrito de anís al gusto y seguimos removiendo para integrar todo hasta formar un puré. 
Aparte, trituramos las almendras junto con unas cucharadas del azúcar y añadimos a la mezcla anterior removiendo bien.
Con el resto del azúcar hacemos un almíbar poniéndola en un cazo con un vaso de una infusión fuerte de matalaúva que la cubra  y dejamos que espese hasta que tenga un punto de hebra espeso. Se añade con cuidado a la mezcla de batata y almendra se remueve bien con cuidado de no quemarnos y se deja enfriar la masa.
Cuando la masa esté fría, se forman las truchas poniendo una cucharada en el centro de cada oblea. Mojamos los bordes con agua y cerramos marcando los bordes con un tenedor para sellarlas bien.
Finalmente se fríen en abundante aceite de girasol hasta que estén doradas. Se sacan y se ponen en unas servilletas de cocina para quitar el exceso de aceite.
Pueden rebozarse en azúcar normal todavía calientes o dejar enfriar y espolvorear con azúcar glas.
Y esto es todo.
Con esta receta les deseo a todos una muy feliz Navidad,
¡Hasta la próxima!

3 comentarios:

  1. QUE GRACIA EL NOMBRE¡¡ SE VEN DE LO MAS APETECIBLE¡¡.
    BESOS Y FELICES FIESTAS CRISYLAURA

    ResponderEliminar
  2. Hola guapísima !!!
    Me encantan las truchas y las de batata son mis preferidas. Sigo haciendo la masa y es que los tengo muy mal acostumbrados :) pero tu relleno me lo llevo, es diferente al mío en cantidades y la forma de elaborarlo tengo que probarla.
    No me resisto ante una bandeja . . . como la tenga cerca, doy cuenta de ella. Te han quedado estupendas Esther y además preciosas.
    Felices Fiestas mi niña.

    ResponderEliminar
  3. Dios mío , está receta me transporta a mi niñez...Recuerdo cómo Amparito las hacía ....Estás hecho toda una repostera profesional. Besos Esther... Aquí te seguimos.

    ResponderEliminar

Muchas gracias por visitarnos. Nos encanta recibir visitas, aunque por falta de tiempo muchas veces solo contestamos a las preguntas, pero leemos todos tus comentarios con cariño e interés.